Las piscinas son uno de los elementos del hogar en el que mayor imaginación se puede usar para reformarla y por lo tanto, mejores resultados y mejor funcionalidad podemos obtener.

Para ello, hay que tener en cuenta que tipo de piscina nos conviene más llevar a cabo dependiendo del uso que le vayamos a dar y de la estética que queramos conseguir al fusionar visualmente los exteriores y la fachada del hogar con la piscina.

También las acciones a llevar a cabo van a depender de la capacidad económica que tengamos para realizar ciertas obras o para comprar ciertos materiales y tecnologías.

Por supuesto, hay que echar un vistazo a las últimas tendencias estéticas en piscinas para obtener un trabajo no solo actual, sino que también se mantenga visualmente actual la mayor cantidad de tiempo.

Con los tips que ofrecemos a continuación seguramente puedas mejorar la obra en tu piscina:

No escatimar en el proceso constructivo: El proceso constructivo de una piscina quizás sea la parte más importante de una piscina, puesto que si este falla o no tiene en cuenta ciertos factores, pueden ser a medio y largo plazo (e incluso a corto plazo) un auténtico quebradero de cabeza y a la larga te va a salir más caro.

Por ello debemos ir de la mano de una empresa de confianza que estudie en profundidad el terreno sobre el que se va a construir (movimientos de tierra que puedan causar grietas, instalación de fontanería y equipos de filtración (ver filtros para piscina en tienda online), ubicación de los elementos de la piscina, etc..).

El revestimiento de la piscina: Este elemento no solo tiene una funcionalidad estética, sino que también actua como elemento de estanqueidad de la piscina, evitando o permitiendo a largo plazo las filtraciones de la piscina.

En la actualidad hay dos materiales o formas de revestimiento estrella: el gresite y el liner.

El gresite es más resistente a la larga, pero también más complicado de reparar cuando las filtraciones aparecen. El liner sin embargo es fácil de instalar y por ello es el material estrella a la hora de realizar reparaciones de piscinas.

Estéticamente los revestimientos en la actualidad van mucho más allá que el clásico azul, pudiendo elegir diferentes colores, texturas, simulaciones, etc..

Otro revestimiento que está surgiendo es el de las piscinas de arena de cuarzo, que ofrecen un tacto diferenciado y una calidad estética avanzada.

La tendencia en formas: Parece haber quedado olvidada la clásica forma de piscina en estilo riñón o con bordes circulares. Ahora la tendencia son las piscinas con líneas rectas, que incluso puedan mimetizarse con el hogar construyendo accesos a la vivienda que crucen por encima de la piscina. También atrás quedaron las piscina con gran profundidad, ahora las profundidades son más reducidas, lo cual no evita la funcionalidad de la piscina, pero pasando a ser más segura y ahorrativa en la cantidad de agua y por lo tanto del mantenimiento de la misma.

Cambiar a la cloración salina: Si estás manos a la obra con la reforma de la piscina, puedes tener en cuenta el sistema de cloración salina o electrólisis de sal, que se está imponiendo en la actualidad como método para la desinfección del agua, sustituyendo el uso del cloro por el uso de sal, que mediante una reacción química en el clorador salino (aparato que se coloca en el equipo de filtración), produce una sustancia similar al cloro, mucho más sana y respetuosa con la piel y ojos de los usuarios de la piscina.

La automatización de labores de mantenimiento: Si siempre hemos echado en falta el ahorrarnos muchas de las tareas de mantenimiento, al hacer la reforma de la piscina podemos pensar en actualizar el sistema de filtración para poner bomba dosificadoras de PH o cloro, automatizar encendido de luces, e incluso los lavados y enjuagues del filtro. Los sistemas de domotización para piscina empiezan a ser una realidad.

Introducir acceso fáciles: La accesibilidad de la piscina es otro de los factores que cada vez se tienen más en cuenta. Todo ello a favor de abrir el acceso a la piscina a personas de cualquier rango de edad, facilitando el acceso a personas mayores o con discapacidades físicas que impidan o dificulten el acceso a la piscina. Las rampas de obra, o las escaleras con peldaños anchos, ya sean de obra o de acero (ver la escalera ancho 500 de AstralPool), son tendencia en este aspecto.

En conclusión, a la hora de realizar una reforma hay que plantearse todas las posibilidad y necesidades que puedan surgir a lo largo del tiempo, ya que las situaciones cambian constantemente y los imprevistos acaban apareciendo con el tiempo.

Share This